martes, 29 de marzo de 2016

8 SE SACRIFICAN POR TAMAULIPAS

En pocos días, o en pocas horas, el IETAM dará el dictamen final. Se registraron 8 ciudadanos, listos y dispuestos, con una vocación que –dicen-, está lista para sacrificarse por los tamaulipecos, gobernándolos. Y será a partir del día 3, cuando hay cambio de horario, cuando dará inicio a la lucha electoral, para convencer a los tamaulipecos que están inscritos en el padrón electoral.


2 millones 627 mil 497 ciudadanos son los que están inscritos en el padrón electoral. Hace 6 años, en la elección en que resultó ganador Egidio Torre Cantú, solo hubo 5 candidatos a gobernador. Hoy, tentativamente, serán 8. Hay que recordar cómo, en aquel ocasión el PRI y su coalición obtuvo 678 410 votos; en tanto que el PAN solo 339 457. Obvio, entre el ayer y el hoy, el contexto, el escenario es diferente.


¿Cuántos votos podrán recibir el día de la elección? En la lista están 8 candidatos registrados: Francisco García Cabeza de Vaca (PAN), Baltazar Hinojosa (PRI), Jorge Valdez (PRD), Armando Vera (PT), Gustavo Cárdenas (Movimiento Ciudadano), Adbies Pineda Morín (Encuentro Social), Francisco Chavira (Candidato independiente). Políticos que ya cuentan, como se dice, una imagen pública… la sociedad tiene, de unos y otros, una percepción.


Hace seis años el padrón electoral fue de 2 millones 480 mil 192 electores y la votación final fue de 1 millón, 101 mil 521 ciudadanos. En pocas palabras, voto menos de la mitad de la población con credencial de elector. Los expertos afirman que, en un contexto de abstencionismo predominante, que vote menos del 42 por cierto, el triunfo del PRI está garantizado.  Hay que tomar en cuenta, sin embargo, que el contexto es completamente distinto.


Si en la próxima elección votaran, digamos, 1 millón 300 mil ciudadanos, la cuestión es: ¿Cómo se distribuirían los votos? En esta elección Francisco García Cabeza de Vaca no es, como fue años 6 años, un candidato a modo: va en serio, está convencido, de que puede ser el próximo gobernador, de ahí su discurso, digamos, incendiario, buscando mover la conciencia de unos y otros votantes: su eje discursivo no es propósito, solo descalifica al PRI, al adversario a vencer. ¿Obtendrá más de 340 mil votos?


Hace 6 años el candidato del Movimiento Ciudadano solo obtuvo 12 335 votos. Obvio, con Gustavo Cárdenas obtendrá muchos más, claro, si aproximarse a un triunfo. Baste recordar como en la elección local, cuando fue candidato a alcalde, obtuvo en Victoria 40 mil votos… que le faltaron 8 para alcanzar a su oponente, el priista Alejandro Etienne. La percepción es que, como fue senador panista, los votos que obtenga se los puede quitar al candidato del blanquiazul.


Desde un principio se ha considerado que la lucha por la victoria esta entre Baltazar y García Cabeza de Vaca. La inclusión de Gustavo Cárdenas en la lucha por la gubernatura, se dice, cambia el escenario, le pone mayor sabor al caldo. Por solo un elemento: va a dispersar más el voto, a reducir la cantidad de votos que darán el triunfo, se entiende, al ganador. Y en ese contexto, el beneficiado seria Baltazar Hinojosa Ochoa, si el PRI, como siempre, se muestra como el campeón de la movilidad el día de la elección.


Por cierto, vi las fotos del registro de los candidatos a gobernador: no les puse atención como otros si lo hicieron, que revisaron y analizaron rostros. De ahí que, en una plática, un elector comento: en el registro de García Cabeza de Vaca había muchos funcionarios públicos, da la impresión que les ordenaron asistir.


Contacto:

Publicar un comentario